ANSIEDAD Y ESTRÉS EN LOS DIAS QUE ESTAMOS VIVIENDO

ANSIEDAD Y ESTRÉS EN LOS DIAS QUE ESTAMOS VIVIENDO

La pandemia está provocando un incremento de la demanda de servicios de salud mental. El duelo, el ‎aislamiento, la pérdida de ingresos y el miedo están generando o agravando trastornos de salud mental. ‎Muchas personas han aumentado su consumo de alcohol o drogas y sufren crecientes problemas de insomnio ‎y ansiedad.

Una buena salud mental es  fundamental para la salud y el bienestar en general.

 Estrés, miedo, ansiedad, tristeza y depresión, puede resultar estresante para las personas. El temor y la ansiedad con respecto a una nueva enfermedad y lo que podría suceder ante ésta, pueden resultar abrumadores y generar emociones fuertes, tanto en adultos, como en niños  Las medidas de salud pública, como el distanciamiento social, han causado que las personas se sientan aisladas y en soledad y es posible que aumente el estrés, la ansiedad y su miedo ante los brotes de enfermedades , desempleo y dificultades económicas a la mayoría de las familias y personas. Aquellas con alto rasgo de ansiedad, es decir, que tienden a responder con ansiedad ante situaciones de incertidumbre, podrían verse desbordadas por la situación económica que ha creado esta pandemia.  Por lo general, no se proporcionan recursos para gestionar o atenuar los efectos de las pandemias en la salud mental y el bienestar. La posibilidad de que se vea afectada nuestra salud o la de nuestros seres queridos es una fuente natural de preocupación y ansiedad. El miedo y la ansiedad ayudan a enfocarnos hacia las posibles fuentes de amenaza o daño. La incertidumbre, la preocupación, es un proceso cognitivo y emocional que aparece ligado a todo lo anterior. Tiene una función adaptativa y propicia actos mentales como prestar atención a las potenciales consecuencias negativas o anticiparnos y prepararnos para hacer frente a esas posibles situaciones. La tristeza, es una respuesta normal ante la valoración de pérdidas. Adquiere la función de asimilar lo que está ocurriendo y permite reflexionar sobre cómo afrontar la situación. El enfado, tienen la función de poner límites, defendernos de amenazas de daño y defender nuestros derechos. Estas sensaciones se ha visto que se han convertido en una realidad. Aprender a sobrellevar el estrés de manera sana permitirá que usted, sus seres queridos y las personas con las que está en contacto desarrollen una mayor resiliencia

.

 El estrés puede provocar lo siguiente:

  • Sentimientos de temor, enojo, tristeza, preocupación, entumecimiento o frustración
  • Cambios en el apetito, los niveles de energía, deseos e intereses
  • Dificultad para concentrarse y tomar decisiones
  • Dificultad para dormir o pesadillas
  • Reacciones físicas como dolores de cabeza, dolores corporales, problemas estomacales y sarpullido
  • Agravamiento de problemas de salud crónicos
  • Agravamiento de problemas de salud mental
  • Mayor consumo de tabacoalcohol y otras sustancias

Es natural sentir estrés, ansiedad, angustia y preocupación ante los momentos que estamos viviendo.

Ayudar a los demás a sobrellevar el estrés

Cuidarse uno primero ,es imprescindible para estar preparado,0 para poder cuidar a otras personas. En tiempos de distanciamiento social, es particularmente importante mantenerse conectado con sus amigos y familiares. Ayudar a otras personas a sobrellevar el estrés a través de llamadas telefónicas o videollamadas puede ayudarlo y ayudar a sus seres queridos a sentirse menos solos y aislados. En tiempo de estrés e incertidumbre, algunas estrategias pueden ser útiles para mantener el bienestar y promover la fortaleza interna.  

Estudios recientes han respaldado firmemente dos estrategias para prevenir o mitigar síntomas de depresión y ansiedad: promover la conexión social y la actividad física. En el ambiente actual, restricciones necesarias como el distanciamiento social, la cuarentena, y otras medidas, pueden hacer que esto sea un reto. Por tanto, es posible que tengamos que buscar intencionalmente otras maneras para reducir el aislamiento social (por ejemplo: hacer reuniones virtuales, enviar mensajes de texto y otros mensajes, o hacer llamadas telefónicas), participar en actividad física regularmente. Adoptar una actitud positiva de solución de problemas y generar, facilitar y propiciar emociones agradables, son dos estrategias de afrontamiento recomendadas por sociedades de psicólogos. Participar en iniciativas solidarias que estén a nuestro alcance, o realizar actividades de ocio o de entrenamiento en casa conectados a colectivos a través de videoconferencia o redes sociales; todas estas acciones compartidas incrementan la sensación de pertenencia y acompañamiento; de hecho, es normal y saludable tener miedos ya que son respuestas emocionales del cerebro ante diversas situaciones que podrían causarnos problemas, evitando así que nos expongamos a lo que puede resultar peligroso.  El miedo a lo desconocido  es considerada una herramienta evolutiva y que nos sigue siendo útil hasta hoy.  Esa sensación de ansiedad y temor evita que hagamos algo peligroso sin saber cómo afrontarlo. El miedo a lo desconocido fue definido es una emoción adaptativa que sirve para movilizar energía para enfrentar una amenaza.

Alternativas saludables para sobrellevar el estrés

  • Haga respiraciones profundas, ejercicios de estiramiento o meditaciónícono de sitio externo.
  • Trate de comer alimentos saludables y comidas bien balanceadas.
  • Haga ejercicio regular.
  • Duerma bien.
  • Evite el consumo excesivo de alcohol, tabaco y el uso de sustancias.
  • Siga tomando las medidas preventivas de rutina (como las vacunas, pruebas de detección del cáncer, etc.) según las recomendaciones de su proveedor de atención médica.
  • Tómese descansos y deje de mirar, leer o escuchar las noticias. Esto incluye redes sociales. Está bien estar informado, pero escuchar noticias sobre la pandemia de manera constante puede ser angustiante. Considere limitar ver noticias solo un par de veces al día y desconectarse de las pantallas
  • Cuide su cuerpo.
  • Hágase un tiempo para relajarse. Trate de hacer otras actividades que disfrute.
  • Comuníquese con otras personasHable con personas ícono de sitio externo de su confianza acerca de sus inquietudes y de cómo se siente.
  • Conéctese con sus organizaciones comunitarias y de fe. Mientras haya orden de mantener el distanciamiento de mantener la conexión con sus seres queridos en línea, a través de redes sociales o por teléfono o correspondencia.
  • Tomar algún complemento alimenticio natural que nos ayude  a equilibrar nuestro sistema emocional, inmunológico y mental.

Si te  interesa la información sobre los complementos alimenticios que nos ayuda a mantenernos con estabilidad emocional, puedes consultar con nosotros.

Roser Ct.